8 CAUSAS POR LAS QUE AÚN NO TRIUNFAS COMO PRODUCTOR DE MÚSICA ELECTRÓNICA

228

Te pasa que llevas años intentando lograr conseguir público que escuche tu música. Tener éxito en esto que llamamos música electrónica, pero por más que lo intentas no lo logras. Pues hoy te traigo, algunas acciones que pueden estar causando que no avances positivamente en tu sueño de convertirte en un productor de música electrónica de renombre.

8.- Tu conocimiento musical da risa

Lo más básico triunfar en la industria de la música es ser músico. Parece estúpido mencionarlo, pero muchas personas creen que se puede llegar a ser un gran artista musical sin saber una pizca de lo más básico de componer música. Y la electrónica no está exenta a esta regla. Lo más común dentro de los jóvenes productores de música electrónica, es que con solo descargar ilegalmente Fruity Loops, o Ableton en su PC, junto a un controlador MIDI, y creen puedes llegar hacer la misma calidad de música que tu productor favorito, esto es una falla muy común dentro de los aspirantes a productores de música electrónica. Como resultado de esta práctica, se suelen ver muchas personas spameando por todo Facebook su “música”, sin saber el ridículo que están haciendo, a la hora de mostrar su música tan poco profesional. Hasta de pena ajena.

Solución:
Desinstala Ableton, Fruity Loops, Logic Pro, o cual sea el programa que utilices para hacer tu “música”, coge tu teclado, controladores MIDI, y todas herramientas que utilizabas para producir, y guárdalas en un lugar donde no las puedas ver o tener acceso a ellas. Seguido de meterte en clases de música, preferiblemente de piano. TENGA CLARO, que ir a esas clases de música, no es para aprender hacer música electrónica, sino aprender a ser un músico profesional, o hacer música profesionalmente. Y tengo que ser franco que esta etapa de aprendizaje musical es bastantes extensa, que puede llegar a durar meses o años, pero la recompensa es grande. Les aseguro que cuando ya tengan los conocimientos básicos o necesarios para ser un músico hecho y derecho, el utilizar cualquier programa de producción musical, se le facilitara usarlo en un 70 o 80 porciento.

7.- No trabajas tu música a diario

Pretender que componer música una vez por semana, es como tratar de empujar una pared. El realizar música, es como practicar un deporte, entre más te dediques a eso, mas bueno serás haciendolo. Pongo un ejemplo hipotético en el futbol. Neymar no es bueno por talento, sino porque el practicaba diariamente tiros a marco, practicaba sus regates miles de veces, se esforzaba por sobresalir sobre los demás, hasta llegar a ser lo que es hoy. ¿Cómo pretendes ser el mejor productor del mundo, sino dedicas tus 5 sentidos a ello, y no pones tu 100% para lograr tu meta?

Solución:
Practica y afina los detalles que vea que más fallas a la hora de hacer algún track diariamente hasta perfeccionarlo. Organiza tu tiempo, para tener por lo menos 2 o 3 horas diarias de práctica. Cierra tus redes sociales si crees que sean han vuelto un distractor para el trabajo en tus canciones. Evitar salir de casa de manera innecesaria, eso sería tiempo perdido, para la dedicación del trabajo que hagas con tu música.

6.- Haces música relativamente decente, pero no llegas al otro nivel

También se puede llamar en otras palabras, estado de confort. Crees que tu música es suficientemente buena para presentarla al público, pero no te das cuenta que estás dentro del promedio de productores amateurs que hay actualmente. Tu arrogancia ciega y sustituye tus ganas de superación, por un estado de conformismo. ¿Y todavía te preguntas, porque nadie le gusta tu música?

Solución:
Compara tu música con el trabajo de productores élite, y pregúntate ¿Mi trabajo, esta al mismo nivel que la música de ellos? Y te darás cuenta el largo camino que te falta para lograr tu meta de ser un gran productor. También puedes competir con tus amigos, al comparar su música, y poner a otras personas a criticar la música de ambos, y decir quien ha sido mejor, ayudara a que haya una competencia sana. No hay mejor manera de superación, que una buena competencia sana.

5.- No tienes un estilo personal

Es común escuchar “Quiero ser el próximo Armin Van Buuren”, “Quiero ser el próximo deadmau5”, o “Quiero ser el próximo Skrillex”. Pero hay un pequeño problema, NADIE QUIERE OTRO AVB, OTRO DEADMAU5, U OTRO SKRILLEX. Las personas quieren escuchar tu propio estilo, algo nuevo, algo más renovado y fresco que escuchar. Y yo te lanzo una pregunta ¿Cuál es el principal éxito de AVB, deadmau5 o Skrillex? Simple, han tenido su propio estilo personal. No se jactaron de sus artistas favoritos para hacer su música (aclaro que una cosa es inspiración, y otra muy diferente es copiar un estilo). Su música es tan buena, porque tiene características únicas que los hacen referentes y fáciles de identificar dentro de la industria. De nada sirve copiar, si crees que estas creando algo nuevo y revolucionario. No te engañes.

Solución:
Busca arduamente un estilo propio, es casi indispensable que antes de presentar tu música a un público, te asegures que tu estilo musical este lo suficientemente bien desarrollado para impactar a tus futuros seguidores. Hay que tener en cuenta que todo está en su inspiración, y nada más. Ojo que no hay nada de malo inspirarse en algún otro artista, pero no se puede cruzar la raya de la inspiración, al casi plagio.

4.- No tienes paciencia

Absolutamente todo en esta vida tiene un proceso. No se puede pretender que en un lapso de 1 año o 2, seas rico y famoso. Triunfar en esta industria es como subir unas escaleras, se tiene que hacer una grada a la vez. Y tal vez muchos pensaran en algunos productores que a corta edad lo lograron todo con tan poco esfuerzo, pero hay que tomar en cuenta que varios de ellos recibieron mucha ayuda de diferentes formas, o tenían el suficiente talento para lograr saltarse algunas gradas de esa escalera que los llevo al éxito. Ante estas situaciones, los jóvenes productores de música electrónica se desesperan, pierden la cabeza, y mejor desisten de su sueño de volverse un productor de renombre, por creer que no están teniendo ningún progreso, y se tiende a tener pensamientos pesimistas.

Solución:
Desde ahora, ten en cuenta de que no tendrás exito hasta dentro de 5 años. Toda meta parte desde una perspectiva triunfadora, en un futuro de mediano a largo plazo. Recuerda que la meta que tienes de ser un productor elite, es una meta muy grande y complicada, por ello el esfuerzo tiene que ser extraordinario y progresivo, y tienes que tener previsto que vas a fracasar muchas veces, hasta más de las que tenías contabilizadas. Para no perder el entusiasmo, escucha, ve, lee sobre tus productores favoritos, para inspirarte si seguir en la lucha del largo camino a ser el mejor productor del mundo.

3.- Te esfuerzas demasiado por conseguir herramientas para hacer música, que por mejorar tu propia música

Hay algunas personas que se esfuerzan al máximo para conseguir las mejores máquinas y herramientas para armar su propio estudio. Compran la mejor computadora con la mejor tarjeta de audio que hay en el mercado, los mejores drivers, la mejor interfaz de audio, los mejores parlantes, los mejores cascos, el mejor controlador MIDI, el mejor micrófono, la mejor caja de ritmos, pero a la hora de producir son un asco. ¿Para que tanta maquinaria, si ni la PC sabes encender? Y no es la primera vez que dentro de la música electrónica, algunos productores critiquen algunos otros, por tratar de ser grandes por el simple hecho de tener muchas herramientas. Se dice que el que comprar muchas cosas, es para ocultar algo que carece. En esta ocasión aplicaría con el talento.

Solución:
A veces más es menos. He visto muy buenos productores que con solo una computadora decente, y un teclado de 2 octavas han logrado tracks impresionantes. No se necesita de tantas herramientas para hacer buena música. El tiempo que usted consuma en buscar mejores herramientas para producir, preocúpese por mejorar su música. Como dije anteriormente, de nada sirve tener el mejor estudio del mundo, si no se sabe producir bien.

2.- Tus conocimientos de la música electrónica en general son mediocres

Pretender convertirse en el mejor la música electrónica sin saber nada de ella, es como tratar de llegar a una capital extranjera, sin saber dónde queda. Conocer y estar actualizado del ambiente electrónico actual, es fundamental para tu desarrollo como productor. Decir que amas un género en específico de la electrónica, y no pasas de conocer 3 productores del mismo, mejor pégate un tiro, y deja tu sueño de ser un productor a un lado. Y tengo que decir que este es un mal muy común actualmente. Que hay niños y adolescentes que pretender ser los mejores productores de música electrónica, y no llevan escuchando música electrónica ni 3 años.

Solución:
Escucha música electrónica de todos los géneros y subgéneros que puedas, esto provocara que te inspires más rápido, y puedas lograr tracks más creativos para tu repertorio. Escucha géneros que no te gusten, esté al tanto de la música que se lanza diariamente, para no estar desactualizado con forme a la música que se lanza según tu género, obvia mente sin perder tu estilo y creatividad.

1.- No eres realista, No tienes aptitud

Lastimosamente hay personas que definitivamente no tiene aptitud para realizar a las cosas, y en este caso hay algunos que no pueden hacer música por más que se esfuercen. Puede que suene un poco duro y desmotivador, pero hay que saber cuándo tirar la toalla, y más en algo que realmente pocos consiguen tener éxito rotundo, como lo es en la industria de la música. Solo 1 persona en cada 1 millón, aparece alguien que puede cumplir ese sueño en su totalidad. Por algo ser músico famoso tiene tanto prestigio y se paga tan bien, porque son pocos los que lo consiguen tener un éxito rotundo. A veces no se puede conseguir todo en la vida.

Solución:
No haga un caso a lo que acabo escribir hace un momento. Si bien es cierto hay personas que no nacieron con la aptitud para realizar sus actividades favoritas, como lo es componer música, también existe algo llamado habilidad. El talento es natural, pero la habilidad solo se lograr con horas y horas y horas y horas de hacer música en tu PC. Cada día es un día nuevo, cada momento es un nuevo momento y se tiene que aprovecharlo ahora para tener una gran habilidad y ser grande. Ser capaz de sacrificar en cualquier momento de lo que eres por aquello que quieres ser, y eso es un gran paso para tu progreso. Ustedes quieren ser exitosos, pero cuando se ponen a producir música en su ordenador se cansan y renuncian. Siempre dices “Soy malo produciendo música” Pues tienes razón, porque nunca practicas lo suficiente. Dices que eres malo escribiendo las letras de tus canciones, y es porque nunca escribes. El esfuerzo que usted haga puede durar horas, días, o hasta años, pero eventualmente eso pasara y algo distinto tomara su lugar, y eso es la victoria que obtuviste con esfuerzo. Nosotros los seres humanos nos diferenciamos de algo de los animales, y ese algo se llama la imaginación. Y lo que la imaginación permite es hacer es crear grandes cosas, cosas inimaginables, cosas que tal vez algunas personas no puedan hacer. Y debes usar la imaginación para llegar al siguiente nivel. Siempre se va a fracasar, pero hay que fracasar hacia adelante, que en cada error que cometas, que en cada contratiempo que padezcas, en cada obstáculo que no pueda atravesar en una barrera que no puedas trepar, te esfuerces al doble, no puede usted rendirse, porque fracasar hacia adelante es aprender de tus errores a la hora de hacer música, que en cada equivocación que cometa en esas horas arduas de trabajo de tu música, vuelva intentarlo de nuevo. Haces mal una melodía, regresa e inténtalo de nuevo. Haces una canción, y no gusto a tus seguidores, regresa e inténtalo de nuevo, pero no pare, no abandone. El margen de error es tan pequeño hacia el fracaso, digo… una hora menos de trabajo de tu música que no hagas, cada descanso que hagas, en cada minuto, segundo, puede ser un cambio perjudicial en lo que tú quieras ser. No tengas miedo a fracasar, no siempre se gana, nunca tengas miedo a tomar decisiones, pero recuerda. Si te rindes, será para siempre, y no habrá vuelta atrás.